Publicado el 2/10/2020 Categoría: Actualidad

Las pernoctaciones en alojamientos extrahoteleros crecen en agosto, situando a Cantabria entre los destinos con mejores datos



Según la encuesta de ocupación del INE, los alojamientos de la Comunidad cierran el mes con 838.424 pernoctaciones (+0,5%) y un incremento interanual de precios del 4%

 

Las pernoctaciones en alojamientos extrahoteleros de Cantabria (apartamentos, campings, alojamientos de turismo rural y albergues) aumentan un 0,5% en agosto con respecto al mismo mes del pasado año frente a la caída nacional del 41,8%.Según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), Cantabria cierra agosto con un total de 838.424 pernoctaciones y un incremento del 4% en el índice de precios, mientras que en el resto del país cae un 0,3%. El buen comportamiento registrado por los alojamientos extrahoteleros en la Comunidad, pese a la situación originada por la pandemia del COVID-19, se refleja en otros datos positivos como el crecimiento de la estancia media en los campings (6,2 días), el mayor del país junto con el aumento interanual en el grado de ocupación de los apartamentos (+2,4%). Asimismo, Cantabria vuelve a situarse entre los destinos con mejores datos, ocupando el segundo lugar, por detrás de Asturias, en grados de ocupación por habitaciones en alojamientos de turismo rural (68,99%) y casas rurales (56,08%). Los establecimientos rurales ubicados en el Parque Natural de Oyambre y en Liébana lideran el ranking nacional con más del 75% de las habitaciones ocupadas durante el mes. La consejera de Educación, Formación Profesional y Turismo, Marina Lombó, ha mostrado su “satisfacción” y ha afirmado que el sector turístico ha demostrado “una gran profesionalidad y ha estado a la altura de las circunstancias”, al recordar que también en julio la Comunidad lideró los datos nacionales.

 

“En una situación tan complicada y con la incertidumbre que había antes del verano, Cantabria ha cerrado la temporada con éxito”, ha subrayado Lombó, para quien estos buenos datos son fruto “del esfuerzo, de una estrategia planificada y del trabajo y la profesionalidad del turismo cántabro”. Así, ha recordado que desde el inicio del confinamiento el Gobierno autonómico comenzó a trabajar en el “día después” en colaboración con el sector, con el objetivo, primero, de estimular el consumo de los cántabros dentro de la Comunidad y, posteriormente, incentivando la llegada de visitantes. Bajo el eslogan ‘Cantabria, sin ir más lejos’, se ejecutaron diversas campañas de gratuidades, definiendo los públicos en función del objetivo concreto, y se destinaron 300.000 euros a promoción del destino.

 

En su opinión, los españoles han percibido a Cantabria como un lugar “seguro, de naturaleza y responsable en el cumplimiento de las medidas”, cualidades que “han pesado mucho” en la elección de destino este año. Esto, ha continuado, nos ha permitido “salvar el verano”, pero también supone una “oportunidad para el futuro”, puesto que “han llegado personas que nunca habían elegido Cantabria” y que pueden ahora pasar a sumarse a ese alto porcentaje de visitantes que “repiten”.

 

Encuesta de ocupación

 

Las más de 800.000 pernoctaciones de agosto fueron generadas por los 155.274 viajeros que se alojaron en establecimientos extraholeros, un 15,5% menos que en el mismo mes de 2019. De éstos 146.146 son viajeros nacionales (casi un 1% más que el pasado año) y 9.125 internacionales (-76,5%).

 

Por tipo de alojamientos, las pernoctaciones aumentan un 5,6% en los campings y un 4% en los apartamentos, siendo los pesos sobre el total de alojamientos extrahoteleros de un 62,7% y un 17,9%, según el análisis realizado por el Instituto Cántabro de Estadística (ICANE). Disminuyen un 0,1% en alojamientos rurales y un 83,3% en albergues. La estancia media se sitúa de 5,4 días aproximadamente, siendo los apartamentos con un aumento interanual del 21,7% los que más crecen en este ámbito. En cuanto al grado de ocupación, los apartamentos alcanzan el 89%, seguidos de los alojamientos de turismo rural (68,99%), casas rurales (56,08%), campings (54,97%) y albergues (11%).

 

En el conjunto del sector, del total de pernoctaciones en alojamientos turísticos en Cantabria, el 64% corresponden a alojamientos extrahoteleros y el 36% restante a los hoteles. De los extrahoteleros, el 62,7% corresponde a campings; un 19, 3% a turismo rural y un 17,9% a apartamentos.