Publicado el 6/08/2020 Categoría: Actualidad

España empezó a recuperar actividad económica en julio, pero más despacio que la media de la zona euro



El índice PMI alcanza su máximo de los últimos 15 meses pese a la incertidumbre en el sector servicios

 

La economía española va dejando atrás lo peor de la pandemia, pero la incógnita sobre el ritmo de la recuperación —la famosa letra, que cada vez se parece menos a una V— sigue sembrando dudas. El índice PMI, elaborado por la consultora IHS Markit a partir de una encuesta entre los responsables de compras de cientos de empresas, refleja que en julio la actividad económica volvió a crecer en España, por primera vez desde febrero y a su mayor ritmo de los últimos 15 meses. Sin embargo, la salida de la crisis está siendo más modesta que en el conjunto de la zona euro, lastrada por la lenta recuperación del sector servicios.

El índice compuesto de la actividad total para las economías de la moneda única se sitúo en julio en 54,9, su mejor dato de los últimos dos años. Se trata del primer crecimiento desde el estallido de la pandemia en marzo, cuando el índice cayó por debajo de 50, lo que supone una contracción de la actividad. Francia (57,3) y Alemania (55,3) tiraron del PMI, con máximos que en el caso francés no se veían desde febrero de 2018. En España también se aprecia una recuperación, pero más suave (52,8). Solo Italia, otro país duramente golpeado por la covid-19, presenta peores datos.

El sector servicios es el culpable. El índice que recoge la actividad terciaria pasó del 50,2 registrado en junio al 51,9, su mejor nivel en cinco meses. Pero la cifra apenas representa una recuperación muy liviana, sobre todo después del desplome causado por el confinamiento y la paralización total del turismo que se produjo durante la primavera. Paul Smith, director económico de IHS Markit, considera “un poco decepcionantes” los datos: “El sector solo registró un crecimiento débil y lo más preocupante de todo es que los nuevos pedidos recibidos no lograron recuperar una tracción significativa a pesar de la reapertura de la economía”.

Especialmente negativo es el dato del empleo. En una semana en la que se ha conocido un fuerte rebote de las afiliaciones a la Seguridad Social —161.000 más en julio, según el Ministerio de Trabajo—, el PMI indica que los puestos de trabajo continuaron menguando en el sector servicios, así como los pedidos y los precios. La caída del empleo de España solo es superada por la de Italia.

Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, considera que, aunque necesario, el mantenimiento de algunas medidas de distanciamiento social está perjudicando la vuelta a la normalidad en actividades como el turismo o la hostelería, fundamentales para la economía española: “Reduce la capacidad de muchas empresas para operar a una capacidad semejante a la previa a la pandemia y representa una limitación importante para las perspectivas de recuperación económica a largo plazo”. La incertidumbre por los rebrotes hace el resto.

El crecimiento del sector servicios se ha visto restringido por la debilidad de la demanda, según señala el informe de IHS Markit. Sin embargo, las actividades manufactureras han acusado menos la incertidumbre, hasta convertirse en las principales impulsoras de la recuperación, con su mejor dato en dos años y medio. En el conjunto de la zona euro, el patrón se repite.

Smith considera que la evolución de los próximos meses estará determinada por la evolución de la pandemia: “Los informes recientes de un aumento en los casos de infección, además de que algunos países están cambiando las recomendaciones para los ciudadanos que viajan a España, es muy probable que afecten fuertemente al sector turístico, que es un sector clave del país. La incertidumbre sobre la forma y la velocidad de la recuperación de la pandemia inevitablemente ha aumentado”.

 

Pese a todo, la confianza empresarial alcanza máximos desde el comienzo de la crisis, a la espera de la ansiada vacuna que traiga la tranquilidad definitiva a una economía que aún tardará mucho tiempo en recuperarse. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ya ha puesto fecha: hasta 2023 no se alcanzarán los niveles previos a la pandemia.

 

 

Fuente: https://elpais.com/economia/2020-08-05/espana-empezo-a-recuperar-actividad-economica-en-julio-pero-mas-despacio-que-la-media-de-la-zona-euro.html