Publicado el 13/01/2021 Categoría: Actualidad

El presidente de la Cámara de España asegura que los fondos de recuperación europeos brindan a España una oportunidad única de transformación económica y social



Transformación digital, sostenibilidad, formación e internacionalización son las claves para superar la crisis

 

 

El año 2020 nos ha enfrentado a la mayor crisis social y económica de nuestra historia reciente pero los fondos de recuperación europeos facilitan a España una oportunidad única para lograr una recuperación sólida y para llevar a cabo una profunda transformación económica y social que permita dar un nuevo salto de modernidad en beneficio de toda la sociedad.

 

Así lo ha asegurado José Luis Bonet, presidente de la Cámara de Comercio de España, durante su intervención en el Foro Empresa Pontevedra en el que ha abordado la situación actual de la economía española tras los devastadores efectos de la pandemia provocada por la Covid-19, así como las principales líneas de trabajo para la recuperación y reconstrucción que se están desarrollando desde Cámara de España.

 

“El impacto económico de la pandemia ha sido más intenso en España que en los principales países de la Unión Europea, tanto por la aplicación de medidas de confinamiento como por la propia composición sectorial, ya que ésta tiene un mayor peso relativo en las ramas más afectadas: el comercio, el turismo y la hostelería.”

 

La ayuda europea, a través del Fondo Next Generation EU, y el inicio del proceso de vacunación permiten empezar a ver la luz al final del túnel.  “Comenzamos 2021, por tanto, en una situación extremadamente delicada en el terreno social, económico y empresarial, que hace necesario poner en marcha diferentes mecanismos para seguir apoyando y garantizar la supervivencia de las empresas viables”, ha subrayado Bonet, que ha pedido a las distintas administraciones que agilicen la aplicación de la vacuna.

 

Además, el presidente de la Cámara España ha señalado que “debemos priorizar las actuaciones enmarcadas en las líneas estratégicas señaladas por las autoridades nacionales y europeas” y que, para ello, las cámaras desempeñan un papel fundamental tanto en la digitalización, como en la formación, la sostenibilidad y la internacionalización.

 

En este sentido, ha destacado que la transición digital de nuestro país es una necesidad y que ésta debe ser inclusiva, sostenible, equilibrada y justa. Además, la digitalización para las pymes es una “cuestión de supervivencia, a la vez que una gran oportunidad para hacer frente a los tres retos que se les plantean: crecimiento, competitividad e internacionalización”, ha comentado Bonet.

 

La sostenibilidad ha de ser el segundo gran vector de las políticas de recuperación y reconstrucción para conseguir un modelo de crecimiento económico sólido y capaz de generar riqueza y empleo sin dañar el medio ambiente.

 

El tercer gran eje transformador es la formación, ya que para afrontar los grandes desafíos se necesita contar con un capital humano apto y capacitado para ello. Bonet ha señalado que “con carácter urgente, se debe adaptar la oferta educativa a las necesidades del mercado laboral” y que la Formación Profesional Dual es una vía óptima para conectar el mundo educativo con las necesidades del mercado laboral.

 

Por último, el cuarto eje de actuación prioritaria es la internacionalización como palanca de crecimiento y transformación, con el objetivo de aumentar el número de empresas exportadoras regulares, así como afrontar el reto de sumar a las pymes en este proceso de apertura exterior de la economía española.

 

Por otro lado, el José Luis Bonet ha señalado que las cámaras de comercio, con la Cámara de Comercio de España al frente, deben constituir uno de los principales agentes para la gestión y ejecución de proyectos en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia por su capilaridad, su experiencia en la gestión de fondos europeos y por su naturaleza de instituciones de colaboración público-privada.

 

Fuente : https://www.camara.es/fondos-recuperacion-europeos-oportunidad-transformacion-economica-social