Publicado el 22/06/2020 Categoría: Actualidad

Díaz confirma que la empresa asumirá gastos del teletrabajo



 

Confirmó que, en la nueva regulación del teletrabajo que prepara su departamento, las compañías tendrán que compensar parte de los gastos en los que incurren sus trabajadores por el teletrabajo, tal como publicó EXPANSIÓN el pasado 9 de junio. “Los trabajadores durante la pandemia han teletrabajado, pero han sufragado los gastos que no le son propios; el teletrabajo no puede salir gratis a las empresas”, afirmó ayer la titular de Trabajo en un entrevista en El Periódico en la que enfatizó que el trabajo a distancia “no es lo mismo que el teletrabajo”.

 

El ministerio confeccionará un listado de gastos que deberán asumir los empresarios, con la aplicación de porcentajes proporcionales. En concreto, el ministerio que dirige Díaz tendrá en cuenta en la futura norma aspectos como los costes por el uso de papel o material de impresora; también se contemplará el equipo informático necesario para trabajar o incluso la electricidad usada en el desarrollo del cometido laboral. Este tipo de costes forma parte de la desgravación fiscal que ya tienen los autónomos en su declaración. “Es el traslado a la persona trabajadora de costes de la actividad productiva, sin compensación alguna para ella”, mientras que para la compañía representa “una reducción de costes en las oficinas y ahorro en los costes de desplazamientos de los trabajadores”, señalaba Trabajo en su explicación sobre el propósito del ministerio de elaborar un proyecto de ley sobre el teletrabajo.

Yolanda Díaz avanzó ayer algunos aspectos que regulará la futura normativa, como por ejemplo que el trabajo a distancia deberá realizarse desde el lugar que elija el propio empleado. La ministra subrayó que esa modalidad laboral deberá ser voluntaria y respetar derechos laborales como la desconexión en aras de garantizar “los derechos de descanso y los derechos de conciliación”.

 

De momento, la aprobación de la ley y su entrada en vigor son una incógnita. Díaz se limitó a asegurar ayer que el proyecto “va adelante” y que sus plazos dependerán de los preceptivos informes.

El departamento que dirige Díaz prepara también una ley del trabajo en plataformas para regular empleos como el de los repartidores en bicicleta, con el objetivo de que trabajen en condiciones igualitarias, por lo que la ley les equiparará a ser asalariados con los mismos derechos que el personal de plantilla. En otras palabras, Yolanda Díaz pretende que quienes en la actualidad sea “falsos autónomos” se conviertan en asalariados.

En relación a los trabajadores afectados por ERTEque aún no han cobrado la prestación, la ministra de Podemos minimizó su impacto, al cifrar en alrededor del 1% la incidencia de errores, “ajenos al SEPE”, mientras que sobre las negociaciones para extender los expedientes temporales más allá del 30 de junio, confió en cerrar un acuerdo lo antes posible. De hecho, Gobierno y agentes sociales se reúnen hoy para intentar sellar un acuerdo y prorrogar los ERTEhasta el 30 de septiembre. El principal punto de fricción es que sindicatos y empresarios quieren que no se exima de cuotas a las empresas por recuperar trabajadores del ERTE, sino que esos recursos se destinen precisamente a ayudar a las empresas que aún se encuentran inmersas en expedientes por causas objetivas.

 

Fuente : https://amp-expansion-com.cdn.ampproject.org/c/s/amp.expansion.com/economia/politica/2020/06/21/5eef27abe5fdea7a3f8b45d6.html